Ver para crear (parte 1)

Es innegable que dentro de Internet están pasando cosas constantemente, sobretodo con respecto al boom e interés por lo manufacturado y el regreso de los oficios. Funciona como una fuente de posibilidades donde no solamente encontramos inspiración y buenas ideas, sino también a un montón de gente que mediante la apropiación de técnicas originarias ha logrado desacademizar los procesos clásicos con increíbles y frescas propuestas.

Antes de comenzar a meternos de cabeza a los hilos, es importante alimentar el ojo con referencias y soluciones distintas. Para esto, hoy les traigo algunos de mis favoritos de Instagram con el fin de mostrarles una selección de las más variadas cuentas. Un viaje a través del popurrí visual de todo lo que se está compartiendo en redes sociales.

Bajo la premisa de expandir y difundir todo lo relativo al arte textil contemporáneo, el diseñador inglés Jamie Chalmers inauguró su blog Mr X Stitch el 2008, con el objetivo de mostrar periódicamente el trabajo de nuevos artistas del bordado y la costura alrededor del mundo. Se transformó rápidamente en uno de los primeros curadores especializados en esta área –con exposiciones organizadas en Inglaterra e Irlanda y un libro a cuestas– y en su cuenta @mrxstitch comparte todo el material recopilado y reposteado directamente del feed de otros usuarios de Instagram (donde Cosío Bordao Tejío tuvo el honor de aparecer mencionado una vez!).

mrxstitch

Mr X stitch mostrando el trabajo de @emmancipationx, @oksana_lisyan y @severija_incirauskaite, respectivamente. Cortesía de su cuenta de Instagram @mrxstitch.

Lo más bacán de Jamie Chalmers es que no se necesita tener infinitos seguidores o compartir únicamente cosas relativas al bordado en tu cuenta para ser mencionado en una publicación. Las imágenes hablan por sí solas: basta con tener una propuesta distinta e ideas que salen de la zona de confort, para formar parte de esta comunidad que ha creado e invitado a participar a través del hashtag #xstitchersofinstagram y #mrxstitch.

Pero si de inspiración se trata, The Fiber Studio es una parada obligatoria. El proyecto de la artista y diseñadora Katie Wells busca reunir toda las imágenes y producción artística en torno al textil y sus infinitas posibilidades, que exceden el formato del bastidor y se acercan mucho más a los contenidos y problemáticas propios de las artes visuales: Instalaciones, esculturas y perfomances que destacan por el choque entre materialidades, contraposición de volúmenes y el uso del espacio como elemento que interactúa en el total.

thefiberstudio

thefiberstudio

The Fiber Studio publicando el trabajo del artista Lorenzo Nanni y Jessica So Ren Tang, respectivamente. Cortesía de TheFiberStudio.net

Su cuenta de Instagram @thefiberstudio lleva funcionando alrededor de 9 meses, teniendo tal éxito y buena recepción, que inauguró el blog de The Fiber Studio en mayo de este año. Además, en su cuenta personal @katie_wells_, la artista sube fotografías de sus propios bordados abstractos, procesos y paletas que también está interesantísimo revisar.

Otra artista que, aparte de subir su increíble trabajo de costura y bordado, comenzó a mostrar hace poco tiempo el trabajo de otra gente es Jenny Hart. En @hellojennyhart sube fotografías de sus nuevos proyectos en proceso (desde la primera fase del boceto, hasta sus cajones con hilos y sus características calaveras); bordados sumamente lineales donde destaca la sobreposición de elementos conviviendo en telas de gran y pequeño formato.

Jenny Hart mostrando el trabajo de Maria E. Piñeres, Joan Weinzettie y Patricia Larocque, respectivamente. Cortesía de Instagram.

Jenny Hart mostrando el trabajo de Maria E. Piñeres, Joan Weinzettie y Patricia Larocque, respectivamente. Cortesía de su cuenta de Instagram @hellojennyhart.

Pero también dentro de su feed encontramos recomendaciones de artistas que parecieran contraponerse a su estilo de obra: bordados gruesos y llenos de textura y ritmo, donde prima el relleno del total de la tela, en algunos casos. Otras recomendaciones se acercan más a su estilo de trabajo, donde el hilo pasa a ser un elemento que interviene la imagen base (fotografía, dibujo, etc).

Si bien en gustos no hay nada escrito, es importante tener en cuenta referencias para poder identificar y acercarnos a aquello que nos interesa y, al mismo tiempo, tomar distancia para procesar todo lo visto. Vale fiarse sobretodo de ojos entrenados también: artistas que recomiendan a artistas, que están armando una especie de registro de todo lo que está sucediendo e impulsando la creatividad.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *